13 de septiembre de 2009

REFLEXIONEMOS:"COMO VIVIR EL MUNDO DEL AULA"

UNA VIDA ESCOLAR DIFERENTE Afortunadamente existen en nuestra comunidad europea ejemplos de tolerancia y convivencia que conviene destacar, especialmente cuando se trata de educar y formar a los niños. Existen colegios donde la meta consiste en no discriminar a ningún niño, ni por ser superdotados ni por tener alguna deficiencia física o psíquica. Los niños de estos colegios son tan diversos como la propia sociedad donde viven. Una reciente película documental del alemán Hubertus Siegert muestra escenas de la vida en uno de estos colegios, y el extraordinario reto del aprendizaje. En la Escuela Elemental Fläming de Berlín han estado enseñando desde hace 30 años a niños de todas clases, con impedimentos y sin impedimentos, para todos. Se convirtió en modelo de todos los colegios “de integración” de Berlín y de otros estados alemanes. ¿Cómo es la vida en una clase en que nadie repite curso, y el más capacitado espera al más lento? Hubertus Siegert estuvo medio año viviendo el día a día en esta clase especial con la cámara en ristre. Su película, sobria y sin apabullar con “mensajes” que las propias imágenes ya transmiten, muestra frustraciones, alegrías, y sobre todo, un sistema en que no se premia ante todo las capacidades intelectuales individuales, sino las habilidades sociales de covivenciaia. Pasárselo bien en grupo es fácil, pero colaborar en un trabajo con otros es un asunto complicado. Así como en los juegos infantiles se puede camuflar con relativa facilidad las diferencias en aptitudes físicas, psíquicas y mentales, no sucede así, cuando se trata de aprender en conjunto. “Si hiciera el trabajo sólo, lo haría mucho más rápido”, afirma Dennis, de once años, medio en serio, medio en broma ante la cámara. Pero aquí no se trata de rapidez, de alcanzar lo antes posible las mejores notas, el destacar y ser el mejor. Lo que cuenta es el éxito de la clase como conjunto. El Colegio Fläming propicia a propósito, la “confrontación” entre grandes diferencias de aptitudes para unir a alumnos incluso superdotados con otros con grandes limitaciones físicas o psíquicas. A partir de los años 70 ya comenzaron este plan de reunir en una misma aula, a alumnos tradicionalmente separados en clases diferentes, divididos según sus aptitudes intelectuales. El motivo era poder reforzar habilidades sociales más que solo las facultades intelectuales. El equipo de Siegert se introdujo en la vida escolar, mezclándose entre los alumnos de la manera más “decente” posible. Sin comentarios hablados, sin entrevistas a los padres o pedagogos que puedan interrumpir la película. Sólo al cabo de un tiempo se percibe que hay alumnos “diferentes”, que una parte de los alumnos tiene cuidadores asignados; que hay unos que aprenden más lentamente que otros, otra incluso está gravemente enferma. La maestra señora Haase, guía a sus pupilos con mano de hierro y espera mucho de todos ellos. La máxima exigencia consiste, sin embargo, en insistir en promocionar la colaboración y la ayuda mutua. No importa lo bien escrito que sea el trabajo de un alumno, si no apoya y ayuda al que no puede tanto. El valor de su trabajo queda limitado. Los cuidadores insisten mediante diálogos en grupo e individuales en que valoren, se percaten y tomen en consideración que es más importante el trabajo en equipo y el respeto hacia lo demás, que el éxito individual y aislado. La obrita de teatro, con mucho trabajo ensayada, sirve de práctica de estos principios. Para cada alumno hay un papel y todos tienen su importancia. Los niños aprenden a luchar, unos contra una limitación que les frena, y otros contra su desenfrenada capacidad de aprendizaje. A diferencia de otros centros, a todos se les toma en serio y son tratados con pleno respeto, escuchándolos, explicando y dialogando los problemas. El documental mismo mantiene una respetuosa distancia con los protagonistas, evitando notas “doctrinales” y evitando polémicas y discusiones. RESUMIENDO: Cualquier escuela debería ser un lugar de prueba, de real aprendizaje, más allá del solo cumplimiento de un plan de estudios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario